El sexo de las embarazadas: el tabú en la hoguera


Tener relaciones sexuales durante un embarazo que no está en riesgo es posible: algunos consejos para evitar problemas

En Este Artículo:

de Olivia calòEs hora de romper el tabú, pero también para dejar de tener miedo: si su embarazo no ha sido declarado en riesgo por el médico que lo sigue (LEER), entonces el sexo no solo está prohibido, no solo se puede hacer, sino que parece que vale la pena intentarlo. Los sentimientos que pueden liberarse durante las acrobacias en el dormitorio en los nueve meses más detalles de la vida de una mujer podrían ser sorprendentes.
Lee tambien: La pareja durante el embarazo
Sin embargo, algunos factores deben considerarse: mientras tanto, las etapas del embarazo son diferentes para las mujeres y, por lo tanto, también para las parejas (LEER); en segundo lugar, se debe prestar atención a ciertos factores de riesgo; finalmente, es absolutamente necesario especificar que si el embarazo ha sido declarado en riesgo, el sexo tal vez es mejor evitarlo.
Pero en todos los demás casos, la invitación es muy clara: las futuras madres no deben pensar en hacer algo mal, los futuros padres no deben temer dañar al no nacido; Porque la naturaleza ha pensado muy bien acerca de estos problemas, protegiendo a los niños con cubiertas indestructibles: el miembro masculino nunca interferirá con la feliz estadía del bebé en el útero.
Como mínimo, el niño podrá sentir movimientos extraños, pero solo podrá ayudarlo a percibir de alguna manera la armonía y el amor que fluye entre los padres. Y, por favor, no piense que tener relaciones sexuales durante el embarazo puede ser un mal ejemplo para el feto, como si estuviera viendo un problema muy directo. pelicula pornografica: tabúes y prohibiciones sobre el sexo, comencemos al menos una vez que nacerá, no antes.
Lee tambien: Kamasutra con barriga, las posiciones del sexo embarazada
Analizando las etapas del embarazo podemos decir que yo primeros tres meses (LEER) podría ser un problema en términos de deseo sexual: de hecho, la mujer puede estar sujeta a las náuseas demasiado conocidas y no tener ganas de prodigar hazañas en el dormitorio; pero tenga cuidado porque algunas mujeres pueden ser atraídas inexplicablemente por sus parejas.
La segunda fase, correspondiente a Segundo trimestre de embarazo (LEER)Por otro lado, se caracteriza por un aumento sensible de las hormonas y el deseo sexual, por lo que es uno de los momentos oportunos para aprovecharla.
En el último trimestre El único problema es el desorden (LEER): el tamaño del vientre podría ser una molestia, por lo que es obvio que la pareja no puede contar todas las posiciones del kamasutra.
Sugerir entonces: se sentó y ella en adelante; ella en un lado y él detrás, siempre en un lado; ella se encuentra en el borde de la cama y él está de pie delante de ella.

Músculos de la vagina y ejercicios de Kegel.

Ejercicios de Kegel: vagina en forma en 10 movimientos (11 imágenes) Cómo utilizar los famosos ejercicios de Kegel para fortalecer los músculos vaginales y el perineo en vista del parto y después del mismo, pero también para tener mejor sexo.

En el período inmediatamente anterior al nacimiento, las opiniones son contradictorias: por un lado, algunos médicos afirman que las relaciones pueden ayudar a la dilatación del cuello uterino y preparar los músculos pélvicos en el evento, por el otro, algunos expertos dicen que los informes completos en el último período se deben evitar porque el esperma podría conducir a una nacimiento prematuro (LEER), debido a algunas sustancias químicas que contiene.
Lee tambien Sexo durante el embarazo, ¿sí o no?
Sin contraindicación para el orgasmo.: las contracciones que la mujer percibe cuando alcanza la cima del placer no son del todo perjudiciales para el bebé, incluso si está a punto de nacer.
Solo en un punto es necesario ser absolutamente cuidadoso: las enfermedades infecciosas deben evitarse, cueste lo que cueste, porque cualquier enfermedad infecciosa, sexualmente transmisible, (LEER) Podría crear problemas para el bebé y la nueva madre.
En cualquier caso, las relaciones son posibles o desalentadas, incluso preliminares, las caricias, los besos, la masturbación mutua, el afecto en el sentido más amplio, se recomiendan para fortalecer la armonía de una pareja durante uno de sus momentos más mágicos y misteriosos. En una palabra: no renuncies al amor, menos que nunca ahora que esperas a un niño

Vídeo: Consejos para hablar de sexo sin vergüenza | La del sombrero